Título: Cometas en el cielo.
Autor: Khaled Hosseini.
Año: 2003.
Páginas: 382.
Editorial: Salamandra.

Sinopsis:

En un Afganistán respetuoso de sus ricas tradiciones ancestrales, los días en Kabul durante el invierno de 1975 se desarrolla con toda la intensidad y el colorido de una ciudad confiada en su futuro e ignorante de que se acerca uno de los períodos más crueles, devastadores y desgarradores que han padecido los miles de pueblos que la conforman.
Amir, un niño de doce años se propone ganar la competición anual de cometas, aunque de esta forma termine lastimando a su inseparable Hassan, un hazara de clase inferior que ha sido sirviente de su familia y compañero de juegos desde pequeños. Y empeñado en demostrarle a su padre su valentía, Amir pone en riesgo su amistad  y enfrentará las consecuencias que sus actos le provocaron.

Mi opinión:

Amir y Hassan eran amigos desde que pueden recordarlo, crecieron juntos puesto que el papá de Hassan; Ali era sirviente de la casa de Amir. Ali y Hassan eran Hazaras (Por si no sabes lo es un Hazara aquí te lo dejo):

Son un grupo étnico de lengua persa que reside en la región central de Afganistán (a la que se refieren como Hazarajat) y el noroeste de Pakistán.
Este pueblo ha sido perseguido, su gente menospreciada y masacrada.

El vínculo que une a estos dos niños era fuerte, sin embargo Hassan siempre había sido el más valiente, lo que no era del agrado de Amir, que siempre soñaba con tener la aprobación y el respeto de su padre, aparte como Hassan era un Hazara (en otras palabras inferior que Amir) se suponía que las cosas debían ser al revés.
 Baba era un comerciante adinerado que poseía la fuerza misma de la naturaleza, imponente ejemplar de pastún; barba poblada, cabello de color castaño, rizado e ingobernable como él mismo, sus manos parecían poder arrancar un árbol de raíz; al menos así describía Amir a su papá. Su padre era todo lo que Amir sabía demasiado bien que no llegaría a ser nunca.

La carrera de cometas del invierno de 1975 trajo consigo no solo la tan esperada victoria para Amir que la añoraba ya que con esto conseguiría la aprobación de su padre, sino también, el término de su tan adorada amistad con Hassan. Jamás volvió a verlo.
Sus caminos tomaron rumbos diferentes, con la llegada del ejército Ruso a Afganistán muchos optaron por la alternativa de dejar su país, aunque esto los destrozara, este fue el caso de Amir y su padre que terminaron viviendo en California. Muchos años después Amir vuelve a Kabul para cumplir con una peligrosa misión; encontrar a un niño en medio del caos provocado por los talibanes.

Me resulta realmente desgarrador el hecho de que a gran parte de los habitantes de esos países les haya tocado despertar en medio de guerrillas y balaceras, e irse a dormir sin que su panorama cambiara mucho salvo quizá por unos cuantos muertos que se sumaban a sus filas. Lo que me resulta más tremendo aún es el hecho de saber que no solo era un pueblo externo el que ocasionaba conflicto, en un inicio los Rusos, sino que entre ellos mismos como habitantes de Afganistán, Pakistán y regiones vecinas menospreciaban cruelmente a razas “inferiores”, siento que esto lleva a fragmentar el cimiento de una nación, que su población en lugar de estar unida en una misma, se despedace entre ella pretendiendo erradicar a la “parte débil”.

En cualquier caso es un libro que recomiendo mucho, está lleno de descripciones que hacen que te imagines un Afganistán diferente al que conocemos ahora, lleno de colores y esperanzas, un Afganistán feliz. Dentro de todo el caos siempre debes encontrar las enseñanzas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s